Fábula del pastor y su ganado

» » Fábula del pastor y su ganado

Había una vez un pastor que cuidaba mucho de su ganado pues para él era lo más importante que tenía en este mundo. El pastor trataba por todos los medios de que sus ovejas no sufrieran y siempre tuvieran de todo para estar contentas. Sin embargo, las ovejas temían mucho a un lobo que andaba merodeando por la zona y ante el cual se sentían muy indefensas.

Fabula-del-pastor-y-su-ganado

El pastor quiso dar unos pequeños consejos a sus ovejas y les dijo a todas que ellas eran una presa muy fácil para el lobo pero que si se mantenían fuertes y unidas seguramente el lobo saldría corriendo. Así fue como una de las ovejas más viejas del ganado animó a todas las demás a que hicieran juntas frente al malvado lobo.

En la noche, las ovejas vieron una sombra reflejada en los árboles y al pensar que se trataba del lobo feroz corrieron deprisa como si no hubiera mañana.

El pastor vio que tenía pues, ovejas muy cobardes que prometían hacer frente a una bestia feroz pero que a la hora de la verdad, se atemorizaban. Y así fue como las ovejas aprendieron la lección de que debían estar unidas y hacer frente a los peligros.

Utilizamos cookies propias y cookies de terceros, si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar