El caballo y el soldado

» » El caballo y el soldado

Había una vez un soldado que durante una larga guerra muy responsablemente alimentó a su caballo de batalla con rica cebada, lo cual le dio al caballo una gran fortaleza. Cuando la guerra terminó, el caballo no tenía más función que la de cargar bultos, para lo cual fue alimentado con triste y poco nutritiva paja.

Caballo-de-Guerra-

Pero inesperadamente una nueva se generó, a lo cual el soldado apareció rápidamente para utilizar al viejo caballo, que sin embargo no tenía fuerzas para esta labor.

El soldado, sorprendido, escuchó a su compañero el caballo decirle “Te aconsejo que vayas caminando, pues en este tiempo de paz, de caballo me han convertido en un simple asno”

Moraleja: Siempre hemos de estar preparados para los tiempos difíciles.

Utilizamos cookies propias y cookies de terceros, si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar